BAÑO SUPER LIMPIO

Corta un pomelo por la mitad y espolvorea un poco de sal sobre la parte cortada. Frota ambas mitades sobre la superficie a tratar y después enjuaga, va a quedar limpio y con rico aroma cítrico.


COMO LIMPIAR LA PARRILLA ELÉCTRICA

Después de cocinar, desconecta la parrilla y coloca toallas húmedas sobre ella. Cierra la tapa y deja que el vapor y el calor limpien toda la superficie. 

COMO LIMPIAR EL CONDUCTO DEL AIRE ACONDICIONADO

Después de empapar un trapo con agua y vinagre blanco, envolver un cuchillo con el trapo para limpiar las aberturas del acondicionador de aire.

REJUVENECER EL CUERO

Tal como hacemos al lustrar nuestros zapatos hasta dejarlos como un espejo, el betún también se convierte en un genial aliado a la hora de devolverle el brillo a nuestros sillones y cualquier superficie de cuerno.


VIDRIOS ROTOS

Para recoger los pedazos más pequeños de vidrio, basta con presionar un pedazo de pan contra el piso (en la zona donde se rompíó el vidrio, claro). Te ahorrarás muchos cortes.

VÓMITO

El vómito sobre cualquier superficie, literalmente apesta, pero también hay un truco muy efectivo para deshacernos de… eso. Mezclar bicarbonato de sodio con agua hasta lograr una sustancia pastosa. Esparcir la solución sobre el vómito hasta cubrir completamente el desastre. Dejar reposar durante la noche y aspirar por la mañana, y parecerá que no pasó nada.

MANCHAS EN LA ALFOMBRA

La próxima vez que veas una horrible mancha sobre la alfombra, no te asustes. Llena una botella de spray con agua y vinagre (proporción de 2 a 1). Rocia la zona afectada y luego coloca un paño húmedo encima. Inmediatamente pasa plancha caliente (posición de vapor) sobre el paño húmedo durante aproximadamente 1 minuto. Si es una mancha rebelde tardará un poco más pero finalmente la alfombra quedará libre de manchas.

ZAPATOS MOJADOS

Llegas tu casa después de una tormenta. Para secar rápidamente tus zapatos, coloca adentro periódicos y una bolsa de arroz crudo. En una hora tus zapatos estarán secos.


EL SUPER CALCETÍN

Con la ayuda de un calcetín viejo sumergido en un poco de agua y vinagre blanco, podemos limpiar fácilmente el polvo acumulado en cualquier superficie. Es especialmente bueno para limpiar las persianas de las ventanas.


COMO LIMPIAR EL MOLINILLO DE CAFÉ

Esta tarea ya habrá dejado a más de uno con uno que otro corte. Bien, hagámoslo fácil, primeramente trituramos un poco de arroz crudo (para quitar los olores), después trituramos una cucharada de bicarbonato de sodio y por último limpiamos. Sencillo.




OLVÍDATE DE LAS MANCHAS EN EL “pirex”

Para deshacerse de la suciedad en cristalería, lo único que se necesita es una bola de papel de aluminio cubierto con un poco de detergente.

SUPER LIMPIADOR DE COLCHÓN

Nunca me habría imaginado esta manera de limpiar un colchón. Introduce vodka… sí, vodka… en un atomizador y rocia la superficie en la que duermes. Después de haberse secado se habrán eliminado los malos olores y la mayoría de las bacterias.

LOS PELOS DE TU MASCOTA

Las escobas son el señuelo en esta historia. Quien de verdad hace todo el trabajo aquí es la escobilla de goma, como la de los limpia-vidrios. Esta raqueta hará retirará hasta el más obstinado de los pelos de tu mascota, reuniendo rápidamente el desorden peludo.

DESINFECTAR LA ESPONJA

Basta con colocar la esponja en el microondas durante un par de minutos. Al sacarla, el 99% de los gérmenes estarán muertos.

ESQUINAS LLENAS DE POLVO

En los rincones donde no llega la escoba ya no son problema gracias a las toallitas absorbentes, similar a la entretela. Es cierto, usa una de estas hojas para deshacerte del polvo a lo largo de las paredes, sobre los zócalos de suelo y en las esquinas. No sólo quita el polvo actual, sino también protege la superficie a futuro. Esto ocurre gracias a la electricidad estática que producen al frotarlas.

ELIMINAR LA GRASA

No importa en donde se haya impregnado la grasa (paredes, ropa, mesa, etc.), este truco funciona sobre cualquier superficie. Frota la tiza sobre superficie afectada, deja reposar unos minutos y después retira toda la tiza con una toalla húmeda.  Muy efectivo.

CUBIERTOS COMO NUEVOS

Para pulir tus cubiertos y platería, toma un papel de aluminio y cubre el interior de una bandeja o recipiente similar. Agrega ½ taza de sal, ½ taza de bicarbonato de sodio y agua caliente. Coloca los cubiertos en la mezcla y déjalos reposar durante media hora.

DESATASCAR EL LAVABO O FREGADERO

Posiblemente la tarea más molesta después de limpiar el desagüe de la bañera. Pero a partir de ahora esta tarea nunca será más fácil. Agrega 4 tabletas de

Alka-Seltzer y 1 taza de vinagre blanco en el desagüe. Enjuaga el desagüe después de 10 minutos con agua hirviendo y adiós suciedad.

VENTILADOR DEL TECHO

Una funda de almohada sucia te puede ayudar a limpiar las aspas del ventilador de techo. Coloca una funda por cada aspa y enciende el ventilador. Toda la suciedad quedará en el interior de la funda en lugar de caer al suelo.

SALPICADURAS ALREDEDOR DE LOS QUEMADORES DE LA HORNILLA

Parecerá contradictorio, pero la próxima vez que la cocina quede bañada en salpicaduras de aceite, puedes eliminarlas colocando unas gotas de aceite vegetal en una toalla de papel y limpiar toda la superficie, luego pasar otra toalla de papel seca. Brillante y reluciente.

LICUADORA

Llena el vaso de la licuadora con agua caliente y jabón y listo. Quedará como nueva.

LAVAVAJILLAS

Llena un recipiente con vinagre blanco y colócalo en la rejilla superior del lavavajillas. Programa tu lavavajillas en el ciclo más caliente. Luego espolvorea un poco de bicarbonato en las secciones inferiores y vuelve a programar otro ciclo caliente (no necesita ser tan larga esta vez). Quedará limpísimo.


CACEROLAS QUEMADAS

Agrega una taza de vinagre blanco a tu cacerola o sartén sucia y caliéntalas en el horno unos 4 minutos y luego añade dos cucharadas de bicarbonato. Las quemaduras se eliminarán fácilmente.

CABEZAL DE LA DUCHA

Llena una bolsa de plástico con vinagre blanco y envuélvela alrededor de la cabeza de la ducha. Déjalo actuar toda la noche y limpia por la mañana.

HORNO

Para facilitar la limpieza del horno, coloca dentro un bowl o un tazón con amoniaco, por la mitad del recipiente,  dejando reposar durante la noche, no lo enciendas. Al día siguiente retira la suciedad como si fuese mantequilla.

ESPEJOS SIN VAHO

Para evitar que los espejos del cuarto de baño se empañen al ducharnos, tienes que pasar por ellos una bayeta húmeda con un poco de gel, no los aclares, déjalos secar y luego frótalos con un paño seco. No se empañarán, al menos en unos tres días.


ALFOMBRAS NUEVAS

Para mantenerlas siempre limpias y brillantes, coloca en un balde: agua tibia, un chorrito de amoníaco y el jugo de un pepino. Pasa el trapo empapado por la alfombra y déjala secar.


ARAÑAZOS EN LA MADERA

Para disimular los arañazos en los muebles de madera, cúbrelos con una buena cantidad de vaselina, espera un día y después frota con un trapo, elimina el exceso de vaselina y púlelos.


LIMPIAR MUEBLES DE BAMBÚ

La limpieza de los objetos o muebles de bambú se efectúa cepillando con una solución de agua caliente, cloro y unas gotas de amoníaco. Después enjuaga, seca el bambú con una esponja, frótalo con aceite para madera y saca brillo usando un trapo seco.


MARCAS DE MUEBLES EN LA ALFOMBRA

Si las patas de los muebles han marcado tu alfombra, pon la plancha a vapor a unos cinco centímetros de distancia de la marca y pasa un cepillo sobre ella poco a poco hasta que recupere su forma original.


VÓMITO EN LA ALFOMBRA

Si alguien ha vomitado sobre tu alfombra ¡No te preocupes! Primero, debes retirar toda la suciedad, luego mojar la mancha con agua fría. Sigue limpiando con papel absorbente. A continuación pasarás un paño con amoníaco y frotarás la mancha. Por último, enjuaga muy bien con agua.

 


Si tienes dudas sobre la elección del tipo de encimera para tu cocina, te facilitamos un panel informativo con las características de las diferentes opciones.

 

En zonas de alta humedad constante, como zonas de playa, no elijas herrajes de platero metálicos, digamos que la palabra "inoxidable" no siempre se ajusta a la realidad. Es mejor que te decantes por los de poliestireno blanco que se fija al mueble con regletas de nylon y tirafondos. Este sistema esta libre de óxidos al 100%.

  

No es recomendable utilizar alargaderas para conectar electrodomésticos a la red eléctrica pero si fuera estrictamente necesario, utiliza tramos lo más pequeños posible y con una sección de cable que soporte ampliamente la potencia del aparato a rendimiento máximo.

 

Si vas a instalar un fregadero en un mueble de rincón angular, no pongas el lavavajillas justo a la derecha o izquierda. Si lo haces cuando estés delante del fregadero no podrás abrirlo. Será necesario interponer un módulo de al menos 30 cm.

 

Lo habitual, para un mueble horizontal de apertura elevable que albergue un platero, es que tenga una altura de 45 cm. Nosotros te aconsejamos que mida 50 cm, de esta manera podrás guardar los vasos sin el riesgo de que, estos, rocen los platos por debajo.

 

Deja un voladizo de al menos 20 cm de encimera en aquellos lados de la isla o península destinada para comer. Podrás sentarte en la silla o taburete y acercarte cómodamente.

 

Si tu cocina va a tener lavavajillas y lavadora y estos electrodomésticos van a estar juntos, te recomendamos que entre ellos pongas un costado hasta el suelo. Si van a ser de integración no lo pongas, pero eso si, refuerza la estabilidad de la encimera con una escuadra en la pared por debajo de la misma.

 

Es conveniente que el primer módulo o el último, de la línea de cocina, no contacte con la pared lateralmente. Introduce un costado o parte de él entre la pared y el mueble, te facilitará la apertura de la puerta o cajón. También comprueba que al abrir el mueble, este, no intercepte con un posible radiador, marco de puerta, saliente de pared, etc.

 

Antiguamente, las cocinas se reducían a puertas o cajones y poco más. En la actualidad, un factor a tener muy en cuenta a la hora de diseñar una cocina o decidirte por la distribución y asignación de cada módulo, son los accesorios de interiorismo. Hay decenas de sistemas ingeniosos para facilitarte los accesos y ayudarte a un mejor ordenamiento del almacenaje de los enseres.

 

Destina un sitio amplio para la zona de residuos, como por ejemplo, debajo del fregadero, donde puedas ubicar una línea de contenedores ecológicos. Esta en nuestra mano cuidar del medio ambiente, así que, pongamos de nuestra parte para que el mundo de nuestros hijos sea mejor.

 

Tanto si tu fregadero va a tener una o dos cubetas, valora la posibilidad de que sean bajo encimera. Si, es cierto que son algo más caros y que tendrás que pagar también algo más por la encimera, pero ganarás en estética e higiene e incluso ganarás en profundidad unos centímetros. Esta opción no es válida para encimeras de aglomerado. Un marmolista puede cobrarte unos 60 € extra por cada cubeta bajo encimera, 25 € por el agujero del grifo y si quieres poner rebajes a modo de escurridor, estos pueden costar unos 45 € mínimo, a lo que hay que sumar el IVA correspondiente.

 

Habrás visto muchas veces esos frigoríficos "americanos" con dos puertas incluso con dispensador de hielo. Pues bien, no se pueden ubicar como primer elemento en la línea de tu cocina en una esquina, ya que, para este tipo de frigoríficos,  las puertas necesitan espacio lateral para puedan abrirse unos 160 grados, para la puerta pequeña deja al menos 35 cm y para la puerta grande, mínimo 47 cm. Estas distancias, detalladas en la ficha técnica, pueden variar según marca y modelo.

 

El frigorífico americano puedes inclinarlo hacia atrás medio grado que es el equivalente a graduar las patas de delante 4 mm más altas que las de atrás, lo que facilitará el cierre de las puertas y liberarás algo de tensión en las bisagras.

 

Si vas a instalar una cocina con paredes de pladur, los módulos de pared han de ajustarse con tornillos y tacos especiales para este tipo de paredes. Pídelos así en la ferretería (tacos y tornillos para muebles de cocina en pladur), indicando que son para muebles de cocina ya que tienen que soportar un peso elevado. Imagínate lo que pesa un mueble platero, pues ahora imagínalo lleno de platos.

 

Una manera de minimizar el costo de tu cocina es en la zona del frigorífico. Si piensa ponerlo, por ejemplo, al comienzo de la línea de tu cocina en la esquina, puedes instalarlo sin costados laterales ni mueble de altillo. Para un frigorífico de 60 de de ancho lo normal sería dejar 62 cm contando con el voladizo lateral del encimera, pero te recomendamos que dejes 71 o 72 cm esto te permitirá en un futuro cambiar a uno de 70 cm de anchura sin necesidad de hacer ninguna modificación.

 

La opción de poner el horno y microondas en un semicolumna (altura total con encimera 145 cm) en lugar de un columna (altura total 210 o 230 cm) está muy indicada si este mueble va a ser el primero que te encuentras justo al entrar a la cocina en la pared de la puerta, ya que de esta forma tu vista quedará por encima y te permitirá disfrutar de una visión completa de todo el amueblamiento, lo que te evitará una sensación de agobio al acceder desde fuera.